escribi tu nota

publica tu articulo

el surprensa red

Córdoba

Atención, Sarmiento tuvo sus dos hijos con amantes /

Atención, Sarmiento tuvo sus dos hijos con amantes

El escritor, militar y político sanjuanino fue acusado por la Asociación de Periodistas Puritanos de Córdoba (APPC) por haber tenido dos hijos fuera del instituto del matrimonio, con dos amantes, una de las cuales esposaría. El hecho sucedió en el siglo 19 pero los bisnietos de la Asociación lo trajeron a la actualidad para remarcar la "hipocrecía" del gobernante. "¿Y el Facundo, y mis obras de gobierno, no cuentan?", se preguntó Sarmiento entonces. Un texto para leer en clave satírica, en momentos de estupidez victoriana y moral berreta.

Mario Albera.

El escritor, militar y político Domingo Faustino Sarmiento, obligado por las fuerzas de las circunstancias, no tuvo más remedio que reconocer que fruto de sus affaires amorosos con dos mujeres chilenas (una de las cuales esposaría) nacieron sus dos hijos. Y que mientras estuvo casado mantuvo vergonzosas relaciones extramatrimoniales con varias mujeres, entre ellas la hija de un prócer argentino y una traductora norteamericana.

Así lo consigna el fallo de la Asociación de Periodistas Puritanos de Córdoba (APPC) de 1870, dos años después de la llegada del sanjuanino al poder de la República.

La APPC es una organización creada en el siglo 19 con el objetivo de resguardar y proteger la moral victoriana y el puritanismo católico en el periodismo, ante los desórdenes de la vida protagonizados por los hombres de letras de la época. La entidad sobrevivió hasta el día de hoy en los nietos y bisnietos que mamaron la savia de un "periodismo sano" de aquellos precursores.

Los términos de esa sentencia distan mucho de la defensa ejercida en su momento por Sarmiento en los periódicos "El Nacional" y "El Mercurio" donde el maestro colaboraba. En ellos criticó a los "estúpidos que se meten entre las sábanas de almidón para encontrar algo en vez de preguntarme por un libro como el Facundo, que tanto revuelo ha causado, o por mis errores o aciertos como presidente de esta República". "Al final, tanto que los irrita mi Civilización y Barbarie, hablemos de ello, no de mis debilidades amorosas", dijo.

Luego de comparecer a través de sus artículos periodísticos, Sarmiento se rehusó una y otra vez a hablar de su relación amorosa con una joven de 20 años llamada Jesús del Canto. Chilena y de buena familia, se conocieron durante su exilio en Chile. Ese amor fugaz le dejó una hija, a la que Sarmiento reconoció y le puso de nombre Faustina.

De regreso de su viaje por Europa, el militar conoce a Benita Martínez de Pastoriza, una joven señora casada con un hombre mayor llamado Castro Calvo. Benita tuvo un hijo con este hombre, del que se pensó a Sarmiento como verdadero padre. En 1848 Sarmiento vuelve y se casa con la hermosa Benita, y adopta al niño llamado Domingo Fidel.

Es el año (1849) en que Juan Manuel de Rosas pide la extradición de Sarmiento.

Vuelto al país, se enamora de Aurelia Vélez Sársfield, a quien había conocido en Montevideo cuando tenía sólo 9 años, y a quien ahora transformará en su amante hasta su muerte. Tal es así que cuando Benita se entera, se separan luego de 14 años de estar juntos.

Como embajador de Estados Unidos, y mientras seguía enamorado de Aurelia, tuvo un romance con una profesora de inglés 30 años menor. Se llamaba Ida Wickersham.

El buen pasar de Sarmiento mientras se desempeñaba como embajador plenipotenciario le permitió despuntar con holgura su gusto por las mujeres. Tertulia que había, tertulia que participaba. Pero él se irrita: "Eso me hace más agradable ante Rosas; me hace más humano ante mis críticos. Por favor, no sean chiquitos: hablemos de lo que hice o dejé de hacer".

La Asociación de Periodistas Puritanos pone como ejemplo de la desordenada vida de uno de sus socios vitalicios, que en uno de sus textos expone su frívolo y desbordado deseo por el sexo opuesto: "En París compré una copia de la Venus de Milo, en cuya base puse esta inscripción: «A la grata memoria de las mujeres que me amaron y me ayudaron en la lucha por la existencia»", y agrega "Hay las mujeres de la Biblia, hay las mujeres de Shakespeare, hay las de Goethe. ¿Por qué no he de tener mí las mujeres de Sarmiento?".

Raimundo Bustos de Martínez Paz Deheza, presidente de Periodistas Puritanos Cordobeses y bisnieto de uno de los primeros integrantes de la institución, afirmó luego de más de un siglo de ocurrido los hechos, que "es de hipócrita y mentiroso no reconocerse como mujeriego, haber tenido hijos extramatrimoniales, si bien luego reconocidos, pero extramatrimoniales al fin". Recordó que el sanjuanino "reclamó respeto de su privacidad, pero no puede haber respeto de alguien que miente y niega haber tenido amantes".

Sarmiento dijo por entonces: "¿Qué pasa con mis obras literarias, por qué no fijarse en mis obras de gobierno: el banco Nacional, la Escuela naval y la Academia de Ciencias de Córdoba? Contra los carroñeros y los idiotas no se puede ser complaciente. La historia no lo será. Ella los juzgará, porque mis desdenes amorosos son como arena entre manos. Lo que perdura es Facundo, Recuerdos de Provincia, mis críticas a Rosas. Seguramente se meten en mis sábanas porque es la forma más eficaz de destruir la honra de un hombre. Son conspiradores, mercenarios de la pluma, que venden sus textos al buen postor".

Pero a Bustos de Martínez Paz Deheza los argumentos sarmientinos jamás lo convencieron. Y blandiendo un papel dice: "Los documentos demuestran que fue un mujeriego, por más que él siga apelando al agravio y a la denuncia como herramienta para buscar desmentirnos. La verdad no se desmiente: tuvo dos hijas fuera del matrimonio. Las reconoció, está bien, pero fueron extramatrimoniales. Las pruebas están a la vista".

Relacionadas: Juez reconoció a su hija obligado por la justicia.

Rial contra Juez

28/10/06  


Recomendar esta nota





Maxi Yanes

Me parece que en vez de criticar a Sarmiento por sus andanzas de sabanas, la APPC debería saber que en las esas épocas era muy común que un hombre tenga hijos extramatrimoniales, amantes y demás. Si bien es una "asociación histórica" creo que deberían dedicarse al "periodismo sano y puro" en vez de hacer la veces de chimentero cursi.



Irene

En el proceso histórico de la República Argentina es tan fuerte la figura de Sarmiento, por sus actos políticos, y producciòn literaria en la que sistemáticamente desconoció al aborigen, al criollo, a las clases "inferiores", a los dueños de nuestra tierra. Solo el absurdo puede pasar pinceladas sobre Dominguito estudiando cuando niño debajo de la higuera, todo un símbolo esa escena del telar, la siesta, el árbol y el libro que patentizó la escuela, el billiken y el Anteojito en la mente del educando ávido de conocimiento. Sí debo reconocer un acto valioso del procer es la fundaciòn del Observatorio Nacional de Córdoba, pero hasta el día de hoy cuando voy a mirar las estrellas, me impacta esa placa de bronce con el nombre del primer maestro. Entonces en esta paradoja infernal, a quien le pueden interesar las sábanas almidonadas, las historias privadas, la designación de amantes a "sus mujeres". Hasta me parece ofensiva su referencia de género hacia la mujer y su fuerza vital, pero el periodista ciudadano eligiò con agudeza a este procer argentino,enmarcado en un naturalismo surreal. Con una vida pública tan polémica resulta irrelevante saber cuantas mujeres lo amaron y además preguntaría Rial realmente alguna mujer tuvo la capacidad amatoria de brindarse a este ícono, colgado en todas las escuelas argentinas y replicado en el Himno a Sarmiento. Mario es inevitable en el análisis la contradicción, tu elección fue una barbarie.



mario

justamente Irene, escribí esta nota desde lo irrelevante, para marcar lo irrelevante en tan polémica figura. es pura ironía, Irene, nada más que eso. no hay contradicción alguna.



*****p***

El escritor, militar y político Domingo Faustino Sarmiento, obligado por las fuerzas de las circunstancias, no tuvo más remedio que reconocer que fruto de sus affaires amorosos con dos mujeres chilenas (una de las cuales esposaría) nacieron sus dos hijos. Y que mientras estuvo casado mantuvo vergonzosas relaciones extramatrimoniales con varias mujeres, entre ellas la hija de un prócer argentino y una traductora norteamericana. Así lo consigna el fallo de la Asociación de Periodistas Puritanos de Córdoba (APPC) de 1870, dos años después de la llegada del sanjuanino al poder de la República. La APPC es una organización creada en el siglo 19 con el objetivo de resguardar y proteger la moral victoriana y el puritanismo católico en el periodismo, ante los desórdenes de la vida protagonizados por los hombres de letras de la época. La entidad sobrevivió hasta el día de hoy en los nietos y bisnietos que mamaron la savia de un "periodismo sano" de aquellos precursores. Los términos de esa sentencia distan mucho de la defensa ejercida en su momento por Sarmiento en los periódicos "El Nacional" y "El Mercurio" donde el maestro colaboraba. En ellos criticó a los "estúpidos que se meten entre las sábanas de almidón para encontrar algo en vez de preguntarme por un libro como el Facundo, que tanto revuelo ha causado, o por mis errores o aciertos como presidente de esta República". "Al final, tanto que los irrita mi Civilización y Barbarie, hablemos de ello, no de mis debilidades amorosas", dijo. Luego de comparecer a través de sus artículos periodísticos, Sarmiento se rehusó una y otra vez a hablar de su relación amorosa con una joven de 20 años llamada Jesús del Canto. Chilena y de buena familia, se conocieron durante su exilio en Chile. Ese amor fugaz le dejó una hija, a la que Sarmiento reconoció y le puso de nombre Faustina. De regreso de su viaje por Europa, el militar conoce a Benita Martínez de Pastoriza, una joven señora casada con un hombre mayor llamado Castro Calvo. Benita tuvo un hijo con este hombre, del que se pensó a Sarmiento como verdadero padre. En 1848 Sarmiento vuelve y se casa con la hermosa Benita, y adopta al niño llamado Domingo Fidel. Es el año (1849) en que Juan Manuel de Rosas pide la extradición de Sarmiento. Vuelto al país, se enamora de Aurelia Vélez Sársfield, a quien había conocido en Montevideo cuando tenía sólo 9 años, y a quien ahora transformará en su amante hasta su muerte. Tal es así que cuando Benita se entera, se separan luego de 14 años de estar juntos. Como embajador de Estados Unidos, y mientras seguía enamorado de Aurelia, tuvo un romance con una profesora de inglés 30 años menor. Se llamaba Ida Wickersham. El buen pasar de Sarmiento mientras se desempeñaba como embajador plenipotenciario le permitió despuntar con holgura su gusto por las mujeres. Tertulia que había, tertulia que participaba. Pero él se irrita: "Eso me hace más agradable ante Rosas; me hace más humano ante mis críticos. Por favor, no sean chiquitos: hablemos de lo que hice o dejé de hacer". La Asociación de Periodistas Puritanos pone como ejemplo de la desordenada vida de uno de sus socios vitalicios, que en uno de sus textos expone su frívolo y desbordado deseo por el sexo opuesto: "En París compré una copia de la Venus de Milo, en cuya base puse esta inscripción: «A la grata memoria de las mujeres que me amaron y me ayudaron en la lucha por la existencia»", y agrega "Hay las mujeres de la Biblia, hay las mujeres de Shakespeare, hay las de Goethe. ¿Por qué no he de tener mí las mujeres de Sarmiento?". Raimundo Bustos de Martínez Paz Deheza, presidente de Periodistas Puritanos Cordobeses y bisnieto de uno de los primeros integrantes de la institución, afirmó luego de más de un siglo de ocurrido los hechos, que "es de hipócrita y mentiroso no reconocerse como mujeriego, haber tenido hijos extramatrimoniales, si bien luego reconocidos, pero extramatrimoniales al fin". Recordó que el sanjuanino "reclamó respeto de su privacidad, pero no puede haber respeto de alguien que miente y niega haber tenido amantes". Sarmiento dijo por entonces: "¿Qué pasa con mis obras literarias, por qué no fijarse en mis obras de gobierno: el banco Nacional, la Escuela naval y la Academia de Ciencias de Córdoba? Contra los carroñeros y los idiotas no se puede ser complaciente. La historia no lo será. Ella los juzgará, porque mis desdenes amorosos son como arena entre manos. Lo que perdura es Facundo, Recuerdos de Provincia, mis críticas a Rosas. Seguramente se meten en mis sábanas porque es la forma más eficaz de destruir la honra de un hombre. Son conspiradores, mercenarios de la pluma, que venden sus textos al buen postor". Pero a Bustos de Martínez Paz Deheza los argumentos sarmientinos jamás lo convencieron. Y blandiendo un papel dice: "Los documentos demuestran que fue un mujeriego, por más que él siga apelando al agravio y a la denuncia como herramienta para buscar desmentirnos. La verdad no se desmiente: tuvo dos hijas fuera del matrimonio. Las reconoció, está bien, pero fueron extramatrimoniales. Las pruebas están a la vista". Relacionadas: Juez reconoció a su hija obligado por la justicia. Rial contra Juez



MELINA

TODO BIEN FELICITACIONES POR LA PAG



yaue

hola queria decir que sos muy buena



mati

kiero saber como se llaman los hijos



camila

quiero saber cuales son las obras que realizo SARMIENTO, ""EN CORODBAA!"" PLISS GRACUAS.



Demi

Hello is Sarmiento to in sanjuanino sy demi lovato is demi lovato ! I ´name is demi lovato wath isty cluhyura .... bye kiss




Completa este formulario para recomendar esta nota:

Tu email:

Tu nombre:

Email de tu amigo:


escribi tu nota